sábado, 21 de enero de 2017

Julia nació esclava y fue siempre modelo de misericordia con los más pobres y con los bomberos

Julia nació esclava y fue siempre modelo de misericordia con los más pobres y con los bomberos



Julia Greeley fue una esclava que supo lo que significaba la palabra brutalidad; de niña, perdió un ojo a causa de un latigazo mientras se aferraba a su madre, que estaba recibiendo una paliza de un negrero; sufrió el racismo, que la sentenció a labores de sirvienta y a la pobreza. Greeley, que se convirtió al catolicismo y comulgaba diariamente, trascendió la injusticia a través de su fe y se hizo famosa por sus extraordinarias obras de caridad, aun a pesar de sus exiguos medios, tal y como explica el portal Aleteia citando al Denver Catholic.

A su muerte, a la edad de entre 70 y 85 años —no sabía cuántos años tenía—, Greeley era tan querida que su cuerpo permaneció en la capilla ardiente durante cinco horas, mientras un flujo constante de personas de todos los ámbitos de la sociedad pasaban para presentarle sus respetos a esta piadosa mujer.
 

Única imagen que se conserva de Julia Greely

Greeley fue seleccionada como icono de misericordia para los católicos de Denver, en Estados Unidos, como ejemplo a seguir durante el pasado Año de la Misericordia. La archidiócesis de Denver encargó, incluso, que se pintase un icono de Greeley a la artista Vivian Imbruglia, puesto que también en breve se espera la apertura de su causa de beatificación.

“Encarnó todas las obras de misericordia

 
Destacó por lo extraordinaria que era”, afirma David Uebbing, canciller de la archidiócesis. “Aunque apenas ganaba entre 10 y 12 dólares al mes limpiando y cocinando, lo dedicaba a ayudar a otras personas que eran pobres. Esto ya lo dice todo sobre el tipo de corazón caritativo que tenía. Además, sentía una gran devoción por el Sagrado Corazón de Jesús y fue conocida por caminar (mensualmente) hasta 20 estaciones de bomberos diferentes para repartir entre los bomberos medallas (de fieltro) del Sagrado Corazón y folletos. Es la encarnación de las obras corporales y espirituales de misericordia a las que este año santo está dedicado”.

Nacida esclava entre 1833 y 1848 en Hannibal, Missouri, Greeley llegó a Colorado en 1874, 11 años después de que los esclavos fueran liberados. En 1878 vino a Denver con Julia Gilpin, mujer católica y casada con el primer gobernador territorial de Colorado, William Gilpin. Greeley se convirtió al catolicismo en 1880 en la Iglesia del Sagrado Corazón de Denver. Asistía a misa diariamente y llamaba a la Eucaristía su “desayuno”.

Después de dejar el servicio de los Gilpin, Greeley realizó trabajos eventuales de cocinera, limpiadora y de cuidadora de niños. Se la veía frecuentemente por las calles de Denver con su rompa modesta, su sombrero ondulado de ala ancha y unos zapatos que le quedaban grandes, mientras empujaba un carrito rojo lleno de los artículos que había comprado, encontrado o mendigado, y que luego daba a los necesitados.

A menudo repartía estos bienes —muchas veces a familias de blancos pobres— bajo la protección de la noche, para permanecer en el anonimato. Murió un 7 de junio de 1918, en la Fiesta del Sagrado Corazón. Tanto los diarios de Denver como el periódico Denver Catholic Register escribieron largos obituarios en su honor.

Sólo hay una imagen suya

 
Con el paso de los años, muchos han expresado su deseo de ver a Greeley canonizada. En la localidad, el libro sobre su vida es el segundo más veces impreso y existen un sindicato y un refugio para mujeres sin techo que llevan su nombre. A pesar de ello, muchos nunca han oído hablar de “Old Julia”, la Vieja Julia.

“Sólo se tiene constancia de una foto de ella”, explica Uebbing, en referencia a una fotografía que retrata a Greeley sosteniendo a una pequeña bebé de la que a veces cuidaba. “Esa es la razón por la que hemos encargado la sagrada imagen. Así despertaremos conciencia sobre ella. Queremos acercarla a la vida de hoy”.



Por desgracia, la única foto que existe de Greeley no muestra claramente su rostro, puesto que su sombrero proyecta sombra sobre sus ojos. La iconógrafa Vivian Imbruglia de la ciudad de Rancho Cucamonga, California, quiere cambiar esta situación.

“No se trata de un retrato”, explica Imbruglia. “Es diferente porque en un retrato verías su rostro. En la fotografía sólo vemos con claridad su nariz y su boca”.

La imagen representa símbolos relevantes en la vida de Greeley: el Sagrado Corazón de Jesús, la Eucaristía, las Montañas Rocosas, un niño y una estación de bomberos.

“Rezo”, continúa Imbruglia, “porque esta imagen consiga transmitir su historia a los que no la conozcan, es la diferencia con el retrato”. “Se me ha ido revelando lentamente”, confiesa la iconógrafa. “Siento como si se desvelara ante mí”.

Con únicamente un ojo bueno, Greeley a menudo se daba toquecitos en el ojo malo, que supuraba, con un pañuelo. La buena mujer no era considerada muy atractiva, aunque sí era conocida por su desbordante alegría y su inolvidable sonrisa.

“Me puse muy contenta cuando supe que la archidiócesis iba a incluir a Greeley en la celebración de este Año de la Misericordia”, afirma Mary Leisring, presidenta del Sindicato Julia Greeley. “Teníamos a una santa caminando por las calles de Denver y muy pocas personas la conocían”.


 Leisring y el padre franciscano capuchino Blaine Burkey, autor de “In Secret Service of the Sacred Heart: The Life and Virtues of Julia Greeley” (En secreto servicio al Sagrado Corazón: La vida y virtudes de Julia Greeley), han participado en un pequeño documental sobre Greeley realizado por la archidiócesis y que fue presentado en un congreso titulado “Mercy Chose Me” (La misericordia me escogió) como parte de la celebración del Año de la Misericordia.

“Se la trató tan miserablemente de muchas formas, y aun así dedicó toda su vida a ayudar a las personas”, pronuncia el padre Blaine. “Ella puso en práctica las obras de la misericordia en un nivel heroico”.


20 enero 2017

sábado, 14 de enero de 2017

Snapchat: ¿nueva frontera de las redes sociales o trampa social de la que escapar?

No es la última película de espías recién estrenada, sino el mecanismo en el que se basa la red social más popular y de moda del momento, al menos entre los adolescentes estadounidenses.

Por: Fabrizio Piaciarelli | Fuente: familyandmedia.eu/es




No es la última película de espías recién estrenada, sino el mecanismo en el que se basa la red social más popular y de moda del momento, al menos entre los adolescentes estadounidenses.
Estamos hablando de Snapchat, la app que permite enviar mensajes y contenidos que se autodestruyen en pocos segundos y que está conquistando a los adolescentes de todo el mundo.

Qué es Snapchat

Snapchat es una app de mensajería específica para móviles, lanzada en Estados Unidos en 2011. Es única en su género. Se distingue, de hecho, de cualquier otra red social porque permite hacer y compartir fotos y vídeos breves, que no son para guardar pues se destruyen automáticamente inmediatamente después de haber sido recibidos y visualizados por el destinatario. La particularidad de Snapchat consiste en esto: en la caducidad máxima de 10 segundos de los contenidos producidos e intercambio de los usuarios. Vídeo y foto pueden también ser salvados por el destinatario, pero permanecen visibles solo durante 24 horas.
En resumen, Snapchat es un cruce entre una red social y una app de mensajería, a mitad de camino entre Facebook y WhatsApp. Con la diferencia de que aquí no hay cronologías, diarios, álbumes o perfiles para personalizar. Hay solo una cámara que invita a hacer una foto o grabar un vídeo para compartirlo con los otros usuarios.


Snapchat: cuáles son los riesgos

Aparentemente todo es sencillo, fácil, sin riesgos o problemas. Pero si nos detenemos a pensar un momento, quizá alguna duda nos viene. Sobre todo si nos preguntamos hacia dónde lleva Snapchat. A la ligereza y a la desenvoltura, sin duda. Basta pensar que, apenas se abre la app, aparece enseguida la pantalla de una cámara que invita a hacer foto y vídeo, y a compartirlas con tus amigos, sin pensarlo demasiado. Para comenzar a usar la app es necesario, de hecho, sacar una foto o hacer un vídeo. No es una opción, como en las otras redes sociales. Es lo único que hay que hacer. Snapchat por tanto obliga al usuario a lanzarse enseguida, sin reflexionar bien sobre qué está haciendo o sobre las posibles consecuencias de una invitación de contenidos inapropiados e ilícitos.
La segunda pregunta surge espontánea: ¿Este mecanismo de autodestrucción de los contenidos, a qué conduce a los usuarios? ¿Qué estímulos produce y alimenta inconscientemente? Si el principio que guía esta red social es la extrema ligereza y libertad de uso, es más que probable que alimente comportamientos impulsivos e irreflexivos. Además, si no es posible archivar fotos y vídeos, y todo desaparece al máximo en 24 horas, ¿no se está buscando estimular una fuerte dependencia, para ver de nuevo las fotos y los vídeos que más nos gustan antes de su desaparición, una especie de narcisismo complaciente?
Dejamos a vosotros, queridos lectores, la tarea de encontrar una respuesta. No es nuestra intención abrir procesos contra Snapchat. Nuestra intención, como siempre, es el de ofrecer puntos de reflexión en una óptica de servicio y de orientación.

Un dato es incuestionable. Este mecanismo gusta mucho a los jóvenes y cada vez más. Snapchat toca hoy el umbral de los 150 millones de usuarios activos. 

Un número increíble, si pensamos que Twitter, una de las redes sociales históricas y más difundidas en el mundo, está bajo el umbral de los 140 millones. Y no es casualidad que Facebook haya tratado de comprarlo recientemente, haciendo una oferta enorme de 3 billones de dólares (secamente rechazada) a su fundador de apenas 23 años, Evan Spiegel.

Snapchat: 3 motivos por los que gusta tanto a los adolescentes

¿Pero cuáles son los motivos por los que esta red social gusta tanto a los adolescentes, hasta tal punto que supera en sus preferencias Facebook o Instagram? Hemos probado por vosotros Snapchat, e hipotizamos 3 posibles motivos como respuesta.
  1. Los adolescentes son cada vez más “móviles”. Los jóvenes usan cada vez más dispositivos móviles y cada vez menos los fijos. Para ellos el ordenador de escritorio es como una máquina de escribir para los adultos, un recuerdo lejano y remoto. Snapchat, a diferencia de las otras redes sociales, nace como aplicación pura de móvil y no tiene una verdadera y propia doble interfaz en el fijo. Facebook, Twitter y compañía fueron concebidos para un uso de escritorio y solo después han tenido, a menudo con dificultad, que adaptarse a una segunda vida en el smartphone. Es decir, nacieron hace más de diez años, cuando navegar en internet desde el móvil era caro, lento y con una usabilidad poco satisfactoria. Snapchat, al contrario, nace en el pleno desarrollo del móvil y aprovecha todas sus potencialidades, sintonizando inmediatamente con una generación que ha nacido casi con el smartphone en la mano.
  2. A los adolescentes ya no les gustan los álbumes de fotos. A los adolescentes no les gusta archivar fotos y vídeos. El smartphone ha eliminado el concepto de álbum digital para salvar y volver a ver. Esta es una lógica de adultos, que tienen una mirada dirigida al pasado y son propensos a conservar sus recuerdos con cuidado, al contrario que los jóvenes, proyectados siempre hacia el futuro. Los adolescentes no acumulan fotos, no aman archivar, sino que prefieren ser libres de expresar su estado de ánimo del instante. Snapchat ha intuido esta profunda diferencia generacional, complaciendo con astucia la emotividad de los adolescentes.
3)   El encanto de lo prohibido. Es inútil mirar a otro lado y fingir no ver. El hecho de que cualquier snap tenga vida breve y que no sea posible ser guardado por el destinatario, anima a los adolescentes a sacar fotos y vídeos con contenido sexual explícito. Snapchat ofreceun terreno fértil, desde este punto de vista, y fuera de control de los padres, mucho más que cualquier otra red social tradicional, que por contra debe cuidar extremadamente las conveniencias “morales”, también por exigencias de naturaleza comercial y no sólo de imagen. Todo esto alimenta y hace aún más urgente y compleja la cuestión relativa al Sexting y jóvenes, de la que nos hemos ocupado a menudo en Familyandmedia.

Ahora, la imposibilidad de tener filtros y controles paternos en una red social como Snapchat utilizado mayormente por menores de edad, nos obliga a estar con la guardia alta. No es casualidad que el robo por parte de algunos hackers - que tuvo lugar hace dos años en la base de datos de Snapchat - de más de 200 mil imágenes, muchas de las cuales de adolescentes con explícito contenido sexual, haya creado una fuerte alarma de pedofilia en Estados Unidos e impuesto a las autoridades la necesidad de una reflexión para un política seria en defensa de la privacidad de los menores.

sábado, 7 de enero de 2017

Cinco cosas que -quizás- no sabías acerca de los Reyes Magos





La ruta que siguieron, la estrella que avistaron, el lugar donde reposan, el cuarto Rey Mago y...

sábado, 31 de diciembre de 2016

Sta MARÍA es madre de DIOS 2016







María, Madre de Dios, Santa
Solemnidad Litúrgica. 1 de enero

Primera fiesta mariana que apareció en la Iglesia occidental

En la octava de la Natividad del Señor y en el día de su Circuncisión. Los Padres del Concilio de Efeso la aclamaron como Theotokos, porque en ella la Palabra se hizo carne, y acampó entre los hombres el Hijo de Dios, príncipe de la paz, cuyo nombre está por encima de todo otro nombre.

Es el mejor de los comienzos posibles para el santoral. Abrir el año con la solemnidad de la Maternidad divina de María es el mejor principio como es también el mejor colofón. Ella está a la cabeza de todos los santos, es la mayor, la llena de Gracia por la bondad, sabiduría, amor y poder de Dios; ella es el culmen de toda posible fidelidad a Dios, amor humano en plenitud. No extraña el calificativo superlativo de "santísima" del pueblo entero cristiano y es que no hay en la lengua mayor potencia de expresión. Madre de Dios y también nuestra... y siempre atendida su oración.

domingo, 25 de diciembre de 2016

Es NAVIDAD 2016








¿Qué ofreceré al niño Jesús, verdadero Dios y verdadero hombre, como mi regalo de Nochebuena?


Lo dejaré nacer en el corazón preparándome con una buena confesión.

Viviré con fervor la Misa de Navidad para abrazar a Cristo hecho Carne en la Sagrada Eucaristía.

Recordaré con el ejemplo o los detalles que El Hijo de Dios se hizo hombre por amor al hombre.

Perdonaré y pediré perdón a aquella persona de la que me aleje por alguna razón.

Le hablaré a alguna persona, familiar o amigo del cual me he desinteresado.

Visitaré a algún familiar, amigo, conocido, vecino enfermo o que viva solo

Colaboración concreta y generosa en algún centro de acogida, asociación de bien.

La austeridad en el modo de vivir, cuidado de lo que uso y tengo

Viviré con especial alegría sabiendo que él es destructor del pecado y de la muerte

Promover todo lo que ayude a engendrar debidamente la vida, a cuidarla, a hacerla crecer

Todo mi ser está dispuesto a acompañarle en estas fiestas, no lo dejaré sólo.




¿Qué ofreceré al niño Jesús, verdadero Dios y verdadero hombre, como mi regalo de Nochebuena?


Lo dejaré nacer en el corazón preparándome con una buena confesión.

Viviré con fervor la Misa de Navidad para abrazar a Cristo hecho Carne en la Sagrada Eucaristía.

Recordaré con el ejemplo o los detalles que El Hijo de Dios se hizo hombre por amor al hombre.

Perdonaré y pediré perdón a aquella persona de la que me aleje por alguna razón.

Le hablaré a alguna persona, familiar o amigo del cual me he desinteresado.

Visitaré a algún familiar, amigo, conocido, vecino enfermo o que viva solo

Colaboración concreta y generosa en algún centro de acogida, asociación de bien.

La austeridad en el modo de vivir, cuidado de lo que uso y tengo

Viviré con especial alegría sabiendo que él es destructor del pecado y de la muerte

Promover todo lo que ayude a engendrar debidamente la vida, a cuidarla, a hacerla crecer

Todo mi ser está dispuesto a acompañarle en estas fiestas, no lo dejaré sólo.

sábado, 24 de diciembre de 2016





El salmo nos hará repetir como profesión de fe gozosa: "Hoy nos ha nacido un Salvador: el Mesías, el Señor" Salmo 95. Por eso: «Cantad al Señor un cántico nuevo»; y el versículo del Aleluya será un eco anticipado del mensaje angélico: «Os anuncio una gran alegría». La causa de esta alegría es el nacimiento de Cristo. Pero, por encima del suceso que nos narra el evangelio, hemos de descubrir su contenido y hondura, con la ayuda del Espíritu de Sabiduría y de Entendimiento: en el niño que acaba de nacer, "la luz de la gloria brilló ante nuestros ojos» Prefacio, ya que el hijo de mujer, en quien «la naturaleza humana se ha unido a la de Dios» Oración sobre las ofrendas, es la luz que ha «iluminado esta noche santa», como hemos dicho en la oración Colecta. Así la fiesta de Navidad no es sólo la evocación de un acontecimiento pretérito, sino una actualización y presencia de su estar presente. En la Comunión, cantaremos: «La Palabra se hizo carne y hemos contemplado su gloria». En la Eucaristía, Cristo, nacido de la Virgen María, es el alimento de nuestro camino, para nuestra ascensión «penetrando con fe profunda este misterio y amándolo cada vez más entrañablemente» hasta llegar a gozar en el cielo el «esplendor de su gloria». Todo es un gran misterio, escondido en el arcano de Dios.